7 mitos sobre el coma diabÉtico


#1

Existen varios mitos en relación al coma diabético. Las creencias populares acerca de esta peligrosa complicación te pueden hacer pensar que solamente las personas que tienen niveles de azúcar elevados en la sangre pueden estar en riesgo. Esto no es cierto. Acompáñanos y aprende más sobre el coma diabético e identifica situaciones de alerta para actuar de forma adecuada.

Para entender el coma diabético lo primero que tienes que saber es ¿qué es un coma? El coma es una condición que puede llevar a estados de inconciencia e inclusive puede causar la muerte. A continuación te presentaremos algunos de los mitos que rondan alrededor del coma diabético.

Mito 1: El coma diabético sólo afecta a los pacientes con niveles de azúcar elevados en la sangre

Falso. Habitualmente el coma diabético se asocia con las personas diabéticas que tienen el azúcar elevado en la sangre. Lo que muchas veces se desconoce es que un estado de coma también puede afectar a los hipoglucémicos, es decir a aquellas personas que tienen un nivel de azúcar en la sangre bajo causado por los tumores del páncreas que producen insulina o la insuficiencia de las glándulas suprarrenales, entre otros. Estos últimos no son diabéticos.

Mito 2: El coma diabético no es tan grave como lo pintan

Falso. Un coma diabético es una complicación muy peligrosa; es una emergencia médica que requiere tratamiento de inmediato. ¿Por qué es tan importante actuar rápidamente? Básicamente por que esta complicación causa inconciencia. Las personas en coma diabético difícilmente pueden reaccionar a los estímulos visuales o auditivos. Pero no sólo esto es importante. El coma diabético puede ser mortal. Frecuentemente si tú conoces los señales de alerta puedes prevenir y controlar una posible situación de coma diabético.

Mito 3: Un coma diabético es inminente; no existe ningún tipo de síntoma que permita tomar acciones a tiempo.

Falso. Existe una gran variedad de síntomas que te pueden ayudar a tomar las acciones necesarias para saber cómo prevenir un coma diabético. Los síntomas no son los mismos para los diabéticos con hiperglucemia (azúcar elevada) que para los que tienen hipoglucemia (azúcar baja). Cuando sube el azúcar puede aumentar la sed, así como la frecuencia para ir a orinar, lo que puede causar deshidratación. En estos casos la persona también pueden sentir náuseas, vómito, cansancio, dolor de estómago y un aliento con olor a frutas.

Por su parte, cuando se tiene una disminución significativa en los niveles de azúcar, los hipoglucémicos tienden a sentirse nerviosos, cansados, irritables, hostiles y hasta agresivos. También, pueden notar temblor, sudoración y cambios en el ritmo de los latidos del corazón. Muchos pacientes dicen que sienten mucha hambre. En etapas avanzadas tanto los hiperglucémicos como los hipoglucémicos pueden desarrollar confusión y/o convulsiones.

Mito 4: La falta del control del azúcar por una mala dieta es el único factor de riesgo que puede llevar a un coma diabético hiperglucémico.

Falso. El coma diabético puede deberse a varias causas. Una úlcera que sangra, algunas medicinas como los diuréticos que hacen que se pierda líquido, el uso de esteroides, son otras de las causas que pueden precipitar un coma diabético. También debes estar atento a situaciones como el haber tenido algún tipo de infección, insuficiencia (falla) de los riñones, e inclusive hasta un infarto cardiaco.

Mito 5: El coma diabético no está relacionado con el consumo de alcohol, únicamente con el consumo de azúcar

Falso. Existen dos factores importantes que deben considerarse principalmente en el caso del coma hipoglucémico. Si bien es cierto, para los hipoglucémicos que el coma puede ser causado por el exceso de insulina o por la falta de alimento, las situaciones como el consumo de alcohol, e inclusive el hacer mucho ejercicio pueden producir los mismos resultados.

Mito 6: Sólo los diabéticos de tipo 1 son susceptibles a un coma diabético

Falso. Todos los pacientes con cualquier tipo de diabetes (de tipo 1 o 2) o con hipoglucemia son susceptibles a un coma diabético. Sin embargo aquellas personas con diabetes de tipo 1 están en mayor riesgo de sufrir un coma diabético especialmente si es causado por cetoacidosis.

Mito 7: Un coma diabético no puede prevenirse

Falso. Lo ideal es prevenir el coma diabético. Tú puedes encontrar alternativas que te ayuden a controlar el desarrollo de un coma diabético, en la mayoría de los casos. Revisa tus niveles de azúcar en la sangre con regularidad. Cuando te sientas mal debes tener aún más cuidado. Revisa los niveles de azúcar en tu sangre regularmente de acuerdo con las indicaciones que te da tu médico. Un coma diabético también puede prevenirse con la dieta adecuada, comiendo en los horarios correctos, y tomando los medicamentos y/o aplicándote insulina, si es necesaria. El aprender a controlar y manejar el estrés también ayuda notablemente.

Ahora que ya sabes que muchos de los mitos que rondan alrededor del coma diabético son falsos, te invitamos a estar muy atento a tus niveles de azúcar, a llevar una dieta sana y a seguir las indicaciones de tu médico. Si tienes síntomas, no lo pienses dos veces, busca ayuda lo antes posible. Ya que si eres diabético o padeces de hipoglicemia puedes estar en riesgo. Prepárate y prepara a las personas que viven contigo para que sepan reaccionar llamando al 911 o llevándote al hospital de inmediato.

http://www.vidaysalud.com/daily/diabetes/7-mitos-sobre-el-coma-diabetico/


#2

Hola myu buena yo diria execelente informacion, yo recientemente pase un caso de cetoacidosis, por no controlar mis niveles de azucar, y llevar una vida desordenada…gracias por la informacion


#3

Gracias Junior por tu comentario.
El único secreto para no llegar a esto es cuidarse amigo y todos podemos si queremos se puede.
Cuidate mucho.
Un abrazo desde Argentina.


#4

Gracias Sandrita es un informe completo, como siempre tú eres nuestro angel de la guarda, cariños


#5

Un abrazo María, desde Argentina y para Chile.
Mi más cálido abrazo para tí.
Gracias a ti por comentarlo.


#6

Excelente explicación. Ahora estoy en tratamiento con insulina y por ello comenzando a controlar mi azucar en sangre; pero creo haber estado a punto del coma diabético más de una vez por la sintomatología experimentada y tu nombras en esta nota (boca re-seca, temblores, cetosis) con valores de hemoglobina glicosiladad de 14% por más de una año seguido, que me hizo bajar 45 Kg de peso en muy corto tiempo. Todos mis conocidos me felicitaban por bajar de peso (de 160Kg a 105 Kg) y lo que yo estaba haciendo era jugarme la vida arriesgando un coma diabético. Digamos que cuando me di cuenta que bajaba de peso por la dibetes la utilicé para bajar de peso rápido (a un riesgo muy alto, que me pudo provocar daños muy importantes, inclusive no contarla); ahora que estoy con tratamiento de insulina tengo que cuidarme de no engordar otra vez (no porque la insulina en sí produzca aumento de peso, sino porque mi organismo consumió grasa por la cetosis y ahora que eso baja, seguro va a querer recuperarla), en mi fuerza de voluntad estará la clave para que eso no ocurra.
Saludos y un abrazo para todos.


#7

Cuidate de ahora en más amigo Roberto, ya has encontrado el rumbo, solo tienes que tomar conciencia de que cuidándose no se llega a estos estados.
Ya conoces los sítomas y también puedes monitorear tu glucemia cuando aparezcan así informarás a tu médico y podrás solucionar tus problemas a tiempo.
Un abrazo para ti desde Argentina.


#8

Hola Sandra y amigos todos. Creo que uno de los mitos más importantes es el de que no necesariamente un paciente con coma diabético está en coma, generalmente tienen un estado de conciencia casi plena, especialmente al comienzo del padecimiento. Solo en etapas muy avanzadas puede haber pérdida de la conciencia. Por eso hoy en día se prefiere llamar a esta complicación “estado hiperosmolar no-cetoacidótico”. Saludos y gracias por publicar eso.


#9

Muy buena información y muy util para los que estamos empezando a conocer nuestra enfermedad.
Bss


#10

Gracias Humberto por tu comentario. Creo que cada paciente deben tener síntomas y particularidades específicas en los comas, pero es válido como tu dices lo que están apuntando ustedes los médicos para estas clasificaciones de comas; por ejemplo: El estado hiperomolar-no cetoacidotico".
Un abrazo desde Argentina para ti y familia.


#11

Gracias Raquel, me alegro sea de utilidad este informe.
Un abrazo para ti.


#12

Excelente, un articulo interesante y muy util para entender un proceso tan delicado comola hipoglicemia. Especialmente para nosotros que, producto del tratamiento y si nos atrasamos con las comidas, podemos desencadenar el coma.Hay que estar atentos a los sintomas previos, aquellos que son más evidentes: temblor en las manos, taquicardia, inquietud, nerviosismo y sudoracion helada, sin que halla calor. Gracias.


#13

De nada Luis, a estar atentos con las hipoglucemias como comentas.
Un abrazo para ti.


Web-Stat web statistics