Diez pasos positivos para los pies


#1

Diez pasos positivos para los pies

Cuando se resaltan los cuidados de la salud que debe tener un diabético la lista puede parecer larga: controlar la presión arterial, medir los niveles de glucemia en sangre, hacer determinaciones periódicas de las cifras de colesterol en sangre, etc, etc.

En medio de medicamentos, autocontrol y cuidados alimentarios, los pies pueden pasar a un segundo plano, lo que en el caso de quien sufre de diabetes puede ser un descuido riesgoso.

Para recordar fácilmente los aspectos que no pueden descuidarse con relación al estado de los pies, el National Diabetes Education Program de Estados Unidos propone un esquema de 10 pasos sencillos de recordar.

10 pasos en la prevención del pie diabético

Nunca camine descalzo
Utilice calzado cómodo para cada ocasión. Recuerde que el costo en el calzado es un ahorro en futura medicación o tratamientos.
Utilice las medias adecuadas
Trate de evitar medias que compriman la circulación, favorezcan la transpiración y mantengan la humedad del pie, o las que posean costuras rígidas.
Eche una mirada a los pies una vez al día
Preferentemente a la noche, al concluir la jornada, es conveniente revisar los pies en búsqueda de hinchazón, cortes, ampollas o molestias en las uñas. Puede ayudarse con un pequeño espejo para visualizar las áreas más complicadas, o solicitar la ayuda de un familiar.
Lave diariamente los pies con agua tibia
Compruebe previamente la temperatura del agua con la maño o el codo y luego seque cuidadosamente toda la región y, particularmente entre los dedos.
Pase una suave loción en la parte del empeine y en la planta (¡No entre los dedos!)
Corte la uñas periódicamente
Resulta conveniente la asistencia de un podólogo debidamente especializado en la problemática del pie diabético. Asesórese con su médico al respecto.
Revise el interior del calzado
La pérdida de sensibilidad en el pie puede hacerle pasar por alto pequeños objetos, pliegues en la plantilla interior o rotura del recubrimiento interno del zapato que pueden lesionar el pie.
Haga que la circulación del pie se mantenga activa
Mueva los dedos del pie y flexione el tobillo como si estuviera apretando los pedales del auto, durante 5 minutos 2 a 3 veces al día. Si emplea el calzado adecuado podrá movilizar los dedos del pie, sin necesidad de descalzarse.
Participe de programas de actividad física, cuidando el calzado y las medias que utilice para ellas.
Consulte al médico ante la aparición de cualquier lesión, deformación o ulceraciones que aparezcan en sus revisiones diarias.
Como puede apreciarse, sólo se trata de incorporar una rutina de cuidados diarios, una inversión a la larga muy conveniente en calzado y medias, y la consulta al médico ante cualquier signo sospechoso.

Editora Médica Digital, mayo de 2009


#2

Excelente Pilar, ojalá lean este artí■■■■ tan calro para el cuidado de los pies.
Un abrazo.
Sandra Lis Gómez


#3

Buena información!.. los problemas de mi padre empezaron por el pie :frowning:
Gracias Pilar!


#4

Es importante que cuidemos de nuestros pies. En diabetes, el descuido puede llevar a complicaciones tan graves como terminar con amputaciones. Lo he vivido muy de cerca en amigos que también se han ido a otros planos!!, y que su deterioro comenzó desde los pies…
La visita a un podólogo especializado es fundamental…
Si no puedes verte los pies o cortarte las uñas por imposibilidad en la movilidad y flexibilidad, hay que pedir ayuda a algún familiar o amigo, pues muchas veces podemos hacernos daños que luego se agravan con úlceras y cuando llegamos a este punto, se hace muy difícil la recuperación.

Agrego a este comentario un documento que contiene una conferencia ofrecida en nuestra asociación por Angel Moneva , un profesional especializado en el cuidado del pie diabético.
9477-CONFERENCIACUIDADODELPIE.doc (699 KB)


#5

Hola Chikos,

Cuando escuchamos diabetes, inmediatamente lo relacionamos con pie diabético, el caso es que después que pasamos el susto, nos olvidamos de todo esto.

Los piecesitos cargan todo nuestro peso, asi que debemos cuidarlos,

Dense el tiempo para hacerse un masajito en las noches, con una cremita relajante, aki en México existe guelcochea diabetes, para mi es muy buena y no es muy costosa. y ahora con mi embarazo es una maravilla, también mucho ojo al cortar sus uñas y si van con un podólogo fijénse que tenga horno para esterilizar los instrumentos, he sabido de casos que si sufren alguna cortada inmediatamente ponen ceniza de cigarro para parar la sangre y este es un grave error, porfavor evítenlo.

En verdad cuíden sus pies, con solo 5 minutos x la noche verán que rico es.

Un fuerte abrazo.


#6

gracias por tu comentario, tienes toda la razón y hay que hacer caso de tus consejos. Un abrazo para ti!!!


#7

buen onsejo,agregare lo importante k es la higiene y la humectacion de nuesstros pies,asi como la vigilancia extrema y un dato muy importante,checar el latido pedio,debe ser fuerte y claro,grax pili por estos consejos,es bueno recordarlos,un beso


#8

Hoy justamente he ido a mi visita periódica con el podólogo, de quien he agregado también un documento con una de las conferencias que dio en nuestra asociación. Estaba asustado por un paciente que había atendido unas horas antes que yo!!.. una persona mayor con diabetes tipo 2, a quien ya habían amputado un dedo, y seguía sin cuidarse… ya tenía llagas en el otro pie, pero él seguía a la suya… fumando sin parar… comiendo sin mirar qué… y quejándose de su diabetes… “qué mala diabetes que tengo!!!” …

Es muy fácil echarle la culpa a la diabetes… al vecino… e incluso a Dios!!!, pero en realidad todo pasa por mirar qué estamos haciendo por mantenerla a raya!!! y no dejar que sea ella la que nos domina!!!..

Tenemos que cuidarnos mucho… y pensar “con los pies”!!! que no viene tan mal hacerlo!!!

Este señor es cnadidato a una nueva amputación… pero siempre será para él CULPA DE LA DIABETES!!!


Web-Stat web statistics