" dos ritos diferentes .........navidad y aÑo nuevo "


#1

Dos ritos especiales me ha permitido cumplir el Creador por muchos años en la temporada decembrina; ceremonias que me reconcilian con la humanidad, que fortalecen mi ánimo y que alimentan mi espíritu por todo un año hasta que vuelven éstas a realizarse.

El primero de estos ritos es el festejo de la Nochebuena, al lado de mi familia, la familia Silva-Moctezuma, con esposos, hijos, primos, tíos, sobrinos, cuñados, concuños…y añadidos. La segunda ceremonia la cumplo puntualmente desde hace 35 años en compañía de la familia Pozos-Moreno, consanguíneos de mi esposo.

Aunque diferentes entre sí, ambas celebraciones están cargadas de intensas emociones y de sensaciones especiales que, por las particularidades de cada una, me hacen pedir al cielo que éstas continúen celebrándose por muchos años (con mi presencia, desde luego).

La Navidad se celebra invariablemente en casa de mi madre, la guía de este gran matriarcado que es mi familia (jaja) . Puntualmente, como si se tratara de un concurso para ver quien llega primero, vamos arribando al lugar del evento, colocando cada quien los regalos bajo el aquél inmenso árbol de navidad decorado con anticipacipación y también colocando el platillo que nos correpondió llevar, en aquella cada vez más alargada mesa, misma que soporta el peso de los exquisitos alimentos que preparamos amorosamente con la debida anticipación: pierna, pavo, bacalao, chiles rellenos, diferentes tipos de ensalada, pays,pescado al horno, lasagna y canelones, pastel, diferentes tipos de bebidas. Todo ésto acompañado de un derroche de alegría con el que se cumple el decreto familiar: TODAS LAS CONMEMORACIONES NAVIDEÑAS FAMILIARES ASÍ COMO TODAS LAS CELEBRACIONES, SERÁN POR SIEMPRE CON EXCESO DE MÚSICA, COMIDA, LUZ Y ALEGRÍA.

Una vez hecha la posada, las piñatas, y el intercambio de regalos y como parte principal de esta celebración, casi uno a uno de los asistentes va haciendo uso de la palabra para decir a los demás lo que le dicta su corazón. Es un momento de fuerte carga emotiva en donde nos enteramos de logros profesionales, de problemas superados, de sentimientos y sensaciones de todo tipo. Es el momento propicio para componer cualquier desacuerdo surgido durante el año por la sobreabundancia de amor que nos profesamos entre sí todos los familiares, sin excepción. Es un momento único.

El segundo rito, con los Pozos, resultó ser una verdadera novedad para mi la primera vez que disfruté de ella, ya que hasta ese momento yo festejaba el año nuevo de una manera diametralmente opuesta. Después de asistir toda la familia al servicio religioso en la única iglesia del pueblo, una vez reunidos todos en la casa en que se celebrará la llegada del año nuevo, empieza la celebración que es algo diferente, pero que resulta muy intenso y hermoso. Consiste en todos ponerse de rodillas, cerrar nuestros ojos unos segundos y dar Gracias a Dios por la vida, por la salud y por las múltiples bendiciones con las que el Señor nos colmó durante el año que estamos despidiendo, segundos que se dedican en oración, para hacer el recuento de logros de ese año que expira.

El nuevo año, nos encuentra a todos juntos, en comunión con Dios, pidiendo protección y bendiciones en el año que inicia. En esta ocasión, les prometo, queridos amigos,que ustedes estarán acompañándome en esos momentos, pediré por quienes tienen la generosidad de leer mis ocurrencias, para que Dios les pague con bendiciones.

Como siempre, les mando un GRAN ABRAZO.


#2

Gracias por tan lindo ralato de los dos rituales. Gracias por ser tan buena amiga.


#3

Gracias Ma.de los Angeles.!!! Me transportaste (si puedo decir , a tu fiesta…).Let me ask you something ??? Has considerado la posibilidad de escribir algun dia un libro…???.. Si lo haces yo sere tu fan number one… Te deseo lo mejor para ti y toda tu familia este fin de ano…


Web-Stat web statistics