Guía de alimentación para la diabetes Mellitus


#1

Guía de alimentación para la diabetes Mellitus.

Dieta individualizada, variada y equilibrada, adaptada al tratamiento médico y a la práctica de ejercicio físico.

  • Las comidas de un día para otro deben tener una composición constante, especialmente en la tipo I, en relación a la distribución de alimentos ricos en hidratos de carbono (cereales -arroz, pastas alimenticias, pan-, patatas, legumbres, frutas).

  • Horarios regulares de comidas y sin saltarse ninguna (especialmente en la tipo I, ya que de no ser así se corre el riesgo de tener bajadas bruscas de azúcar en la sangre -hipoglucemia-).

  • Fraccionada: 5 ó 6 tomas diarias (menor volumen de alimento por toma, mejor control).

  • Controlada en alimentos que contienen hidratos de carbono simples (azúcar, miel, mermelada, bebidas azucaradas, frutas y zumos, repostería industrial, golosinas dulces, chocolates y derivados):

  • En caso de hipoglucemia, son los alimentos de primera elección ya que ayudan a remontarla rápidamente.

  • Puede permitirse un consumo esporádico y controlado de alimentos que contienen estos hidratos de carbono sencillos, siempre y cuando se tomen junto con otros ricos en fibra o grasa o proteínas, lo que reduce su velocidad de absorción (de este modo no producen aumentos bruscos de los niveles de azúcar en sangre). Por ejemplos zumos (contiene fructosa, azúcar de la fruta) sin azucarar y frutos secos (ricos en grasas, proteínas y fibra), leche y bollo suizo con margarina o mantequilla, etc.

  • El azúcar de endulzar puede sustituirse por edulcorantes no nutritivos (sacarina, ciclamato, aspartame, sorbitol).

  • Reducir el consumo de grasas saturadas y colesterol: escoger lácteos con poca grasa, las carnes más magras (pollo y pavo sin piel, conejo, caña de lomo, ternera magra, solomilllo de cerdo o ternera, caballo), desgrasar caldos de carne y aves en frío, sustituir la carne o los huevos por pescado al menos cuatro veces por semana.

  • Incluir alimentos ricos en fibra en las cantidades adecuadas (verduras, frutas, legumbre, cereales integrales, frutos secos).

  • En la diabetes tipo I se admite el empleo de productos especiales que llevan fructosa, no así en la tipo II asociada a sobrepeso u obesidad, ya que generalmente incluyen en su composición mayor cantidad de grasas que sus equivalentes normales (galletas, turrón, chocolates, etc. que llevan fructosa).

  • Tener en cuenta que el alcohol es hipoglucemiante, en caso de tomarlo, incluirlo en las principales comidas y nunca en ayunas.

PREGUNTAS CON RESPUESTA

¿Es cierto que la leche contiene azúcar?

La leche es el único alimento de origen animal que contiene azúcar, concretamente la lactosa. Un vaso de leche aporta lo que un sobre de azúcar de 10 gramos para el café. Es un alimento básico que aporta proteínas, cantidades variables de grasa según el tipo de leche, vitaminas y minerales como el calcio. Por todo ello, es un alimento muy recomendable. Los diabéticos pueden tomar leche, pero sabiendo que contiene azúcar y midiendo su ingesta.

¿Puede un diabético comer pan?

Sí, pero sólo en las cantidades adecuadas, al igual que ocurre con otros alimentos ricos en hidratos de carbono complejos: arroz, pastas alimenticias, patatas y legumbres, los cuales se recomienda combinar con verduras por su contenido de fibra, ya que ésta ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre.

¿Cuáles son los alimentos que no modifican los niveles de azúcar en la sangre y que, por tanto, no influyen en la glucemia?

Productos lácteos no azucarados, carnes, pescados, huevos y sus derivados, vísceras, frutos secos, aceitunas, aguacate y todas las grasas, ya que en su composición no están presentes los hidratos de carbono. Estos alimentos ni bajan ni suben el azúcar en sangre.

DEBATE, HABLAN LOS CIENTÍFICOS

Los expertos en Nutrición constatan la importancia que tiene una alimentación adecuada en la prevención de las llamadas enfermedades de la civilización, entre las que se encuentra esta patología. Así mismo insisten en la necesidad real de realizar educación diabetológica y nutricional monitorizada a las personas con diabetes, ya que el tratamiento ha evolucionado notablemente en las últimas décadas, en especial con respecto a la alimentación. El tratamiento dietético actual es mucho más libre que en épocas anteriores, pero siguen existiendo mitos y errores entre la población general por falta de información, que hacen que en muchas ocasiones la dieta sea más estricta de lo necesario y por tanto, inadecuada.

¿CÓMO COCINAR Y CONDIMENTAR?

  • Preferir aquellas técnicas culinarias que menos grasa aportan a los alimentos: al agua -cocido o hervido, vapor, escalfado-, rehogado, plancha, horno y papillote.

  • Utilizar moderadamente los fritos, rebozados, empanados, guisos y estofados (desgrasar en frío, mejora su conservación y su calidad nutricional).

  • Para que la comida resulte más apetitosa se pueden emplear diversos condimentos:

  • Ácidos: Vinagre y limón.

  • Aliáceos: Ajo, cebolla, cebolleta, cebollino, chalota, puerro, según tolerancia.

  • Hierbas aromáticas: Albahaca, hinojo, comino, estragón, laurel, tomillo, orégano, perejil, mejorana.

  • Evitar las especias fuertes: pimienta (negra, blanca, cayena y verde), pimentón, guindilla.

  • El vinagre y el aceite (oliva y semillas) pueden ser macerados con hierbas aromáticas.

  • En la elaboración de salsas, los vinos u otras bebidas alcohólicas como ingrediente flambeados pueden hacer más sabrosas diversas recetas.

  • Para endulzar los postres pueden emplearse edulcorantes no calóricos y canela y/o vainilla.

ADEMÁS… (no todo es comer)

Realizar controles periódicos de la glucemia para detectar y poder corregir posibles descompensaciones.

Evitar el tabaco, ya que es un riesgo añadido de enfermedades cardiovasculares.

Practicar de forma regular ejercicio físico moderado (evitar el deporte de riesgo y el que se practica en solitario):

  • Ayuda al control del peso corporal.

  • Mejora el control glucémico y permite reducir la dosis de insulina o fármacos.

-Mejora la circulación, reduce los triglicéridos sanguíneos y aumenta el llamado buen colesterol (HDL-c).

  • Contribuye al bienestar, ya que alivia el estrés y la tensión.

  • Precauciones: Llevar siempre algún terrón de azúcar en el bolsillo por si aparece una hipoglucemia.

http://saludyalimentacion.consumer.es/diabetes-mellitus/conoce-algo-mas


Soy nueva y a mi hermano le acaban de diagnosticar Diabetes
#2

Gracias Carmen un beso para ti y Sofía.


Web-Stat web statistics