Lo que mas amé


#1

Comenzado un nuevo día, la luz del poco sol que hay, hace que de vueltas una y otra vez en la cama.

Como se me está haciendo costumbre he dormido hasta tarde, debo levantarme, debo levantarme me repito varias veces, como si diciendo esto diera a entender la orden no sólo a mi cuerpo sino también a mi alma que está más rendida que nunca.

Todos tenemos definiciones diferentes para los conceptos de la vida, pero estoy seguro de que al final todos sentimos lo mismo.

Yo, creo que el amor es el asesino constante de la soledad, la tristeza y de la esperanza, cuando siento amor dentro de mí me siento tan tranquilo como nunca, me siento protector y fuerte a la vez; es a fin de cuentas un arma caliente con la que puedo defenderme de todo y de todos.

Pues bien, ahora no tengo el amor que solía, no tengo con qué defenderme y eso me desespera, me entristece, pues me siento vacío de pies a cabeza, no puedo dar nada porque todo me lo han quitado, aunque más bien, yo lo di todo y se lo llevaron, ella se llevó mi amor.

Tenía tanto para dar, únicamente esperaba a la persona indicada y al final decidí dárselo todo a ella, le di no sólo el amor de pareja, le di todo el amor guardado, al amor que no le di a una madre, ni a un padre, ni a unos hermanos, Que cargo sobre mí ahora, aposté todo mi amor a cambio de duros golpes en la vida, aguanté muchos pero al final, un golpe que no me esperaba me mató.

Me siento tan débil, cansado y tonto, siento que algo me está quemando por dentro, mis párpados pesan como si ellos cargaran con el error, mis ojos no pueden llorar, a veces me pregunto si también se llevaría mis lágrimas.

Hay tantos recuerdos guardados por aquí, ¿Qué debo hacer con ellos?, ¿Verlos y hacer como que no los miro?, O ignorarlos y hacer como que no existen?. Yo creo que lo peor de perder un amor es que pierdes todo menos la memoria, tonto recurso de doble filo, cuando tienes amor, te seduce, te halaga, te satisface, pero una vez que has perdido el amor, te persigue, te asusta, te lastima una y otra vez; ésto es lo que me está pasando y no sé cuando me dejará en paz.

Me pregunto si puede llegar alguien a ser la misma persona que más ames y más odies a la vez, o ¿Estoy volviéndome loco? El cariño que siento por ella que aún no muere, se sostiene a base de recuerdos, más el odio que siento por ella se basa en lo mas bajo que puede existir en una relación: la desconfianza.

¡No es justo! ¡No es justo! ¡No es justo!..

Ahora que por fin me he levantado de la cama, tengo miedo, no sé de qué pero tengo mucho miedo, y como si estuviera en un congelador, tengo también mucho frío, no siento, no deseo, sólo miro el crucifijo que cuelga de una pared y entonces no puedo evitar callarme y pienso:

Dios, ¿Recuerdas la ocasión en que ella estaba recostada en mi cama y lloraba tristemente?, ¿Recuerdas lo que te dije con el pensamiento?. Fue algo asi: " Dios mío, está, es la mujer que yo amo, la mujer con la que yo compartiré mi vida, el motivo de mi felicidad, por favor no permitas que llore ni que sufra…", pues bien Dios, si tú eres el pastor que nos guía y quien hace las cosas, en tus manos está nuestro destino, pero así como estoy seguro de que te he lastimado con mis pecados, entonces tú a mí me has lastimado quitándome lo más bello que tenía, por eso para no lastimarme más quiero pensar que lo hiciste por ella, ya que por algún motivo sabías, que a pesar de que yo no quería que sufriera, al seguír a mi lado lo haría, así que al final no resulté lo mejor para ella, ¿Pero es que has puesto más piedras en mi camino? Esta bien, lo he aceptado pues éste también es tu camino, pero por favor te pido, no quiero seguir siendo la persona que más lastime a quien más amo.

Al terminar, dejando atrás mis reclamos, respiro profundo, para no sentir que me ahogo me dirijo a cualquier otro lugar, cuando de repente, invade a mi mente una imagen y a mis oídos llega una triste melodía, y no puedo evitar dedicarle unas palabras, éstas, que quizás sean las últimas:

“Quise ser un ángel para ti, quise ser una salida para tu escape, tu refugio en los días de lluvia, un rayo de sol por la mañana, finalmente fui eso y más, pero hoy, hoy que ya no me necesitas, abres tus alas y empiezas tu propio vuelo, lejos de mí, entonces éste, mi amor, es el fin de nuestro camino”.

Y así, con este pensamiento le digo adiós, se ha desvanecido la imagen, a partir de este momento sólo quedan las notas no de una sino de muchas canciones tristes y muchísimos recuerdos que no olvidaré jamás…


#2

ouch que trtiste


#3

hola Juan Carlos, quien escribiò ta bella reflexiòn sobre “lo que mas amè” …bueno yo se que el amor incentiva la vida y cuando lo pierdes, tambièn pierdes mucho de tu vida. Yo soy viuda desde 1981…se lo que es eso…pero tambièn se que es lindo llorar y sufrir por amor porque cuando algo te duele puedes sentir que aun estas vivo y con mucho sentimiento. Porque llega un momento que dejas de experimentar ciertas emociones y eso te hace sentir como si perdieras un poco de vida dìa a dìa. Afortunados los que aun pueden sufrir por amor.


#4

HOLA JUAN CARLOS, EL AMOR ES UN MISTERIO, QUE QUIEN LO DESCUBRE ES AFORTUNADO! SIENTETE AFORTUNADO PORFAVOR…PERO AHORA DESCUBRE CUANTO TE AMAS… SUPERANDO ESTE MOMENTO DE TU VIDA …CAMBIA LA HOJA DEL LIBRO DE TU VIDA, Y NO PERMITAS QUE LAS SOMBRAS DE LOS RECUERDOS TE HAGAN SUFRIR, ACUERDATE QUE SOLO TENEMOS UNA VIDA… ENTONCES VIVELA NO LA SUFRAS…EL TIEMPO Y SOLO EL TIEMPO CURA LAS HERIDAS DEL ALMA, EL RENCOR SOLO ENNEGRECE TUS DIAS! CUIDATE!


Web-Stat web statistics