Un personaje de dos caras


#1

Enero, - en latín Janus - es, en la mitología romana, un dios que tenía dos caras mirando hacia ambos lados de su perfil. Janus, era también el dios de las puertas, los comienzos y los finales. Por eso le fue consagrado el primer mes del año que en español pasó del latín Janus a Janeiro y Janero, de ahí derivó a Enero.

Al ser Janus el dios del primer mes del año, que se representa con dos caras, una que mira hacia el pasado y otra mirando al presente. El personaje de dos cara es el año nuevo y el año viejo, una imagen alegórica del fin de un año y comienzo de otro. Janus mira hacia atrás y reconoce y exalta una acción virtuosa ya realizada, pero también mira hacia delante y supone un compromiso, un desafío de nuevas metas. Continuando la analogía con el mes de Janus, la vida tiene dos caras, una viendo al frente y la otra detrás. Janus, también era el dios de las puertas, estas indicaban los comienzos y los finales. Janus, según la mitología romana estaba dotado del poder de ver el futuro y el pasado al mismo tiempo.

¿Qué podemos aprender de este personaje de dos caras? ¿Qué tiene de positivo de esta analogía? Sencillo, quién conoce el pasado puede ir adelante en tiempo, orden o lugar para alcanzar las metas del futuro. Debemos mirar el pasado no para recordar heridas pasadas; miremos el pasado y saquemos la lección: hay que contar nuestras bendiciones y no nuestras maldiciones.

Hagamos un balance a consciencia del 2009 y todo lo negativo dejémoslo en el pasado para que no venga a estorbar el presente, ni mucho menos el futuro. No se puede proyectar el futuro sin un conocimiento riguroso del pasado. El pasado es importante porque contiene información que cambia la imagen del futuro. Y si el año 2009 nos dio un limón, hagamos este 2010 una rica limonada, pero sin azúcar, recuerda que somos diabéticos.

Es posible que muchas cosas se lograron en 2009 y otras no. Pienso que no podemos catalogar de fracaso lo que no se alcanzó, más bien tuvimos demasiada fe. Capitalicemos la experiencia del pasado para planear el futuro de manera inteligente. Proyectémonos para el 2010, veamos cuales son nuestras prioridades, recordemos siempre la lección de la historia sin olvidar que “primero lo primero”: nuestra salud física, mental y espiritual.

Cual Janus modernos, miremos y analicemos con similar interés, el pasado, el presente y el futuro de nuestra salud y enfermedad. Personalmente después de mirar mi pasado, mi meta 2010 es cuidar el azúcar, la presión arterial y el colesterol

Mister Kronos sigue su marcha inexorablemente, ahora es el tiempo de Enero y del 2010. Feliz Año Nuevo, Janus ya está aquí, bienvenido. Adiós 2009, adiós Diciembre por las cosas buenas y linda que nos dejaste.

Luis L. Gavin
Deseando Feliz Navidad y un Próspero Año Nuevo


Web-Stat web statistics