Varios tipos de diabetes tipo 2


#1

Siempre pense que habria varios tipos de diabetes tipo 2, que la diabetes tipo 2 no se trata igual en todas las personas, y me preguntaba si todos los tipo 2 eramos iguales, por las inconsistencias que cada uno presenta...

Pues bien aaqui un interesante articulo CIENTIIFICO...

Esta en ingles...

Risk Factors for Type 2 Diabetes in Patients With Insulin Resistance vs B-Cell Dysfunction

The Cardiovascular Health Study is a prospective, multisite, cohort study of over 5000 adults older than 65 years of age. The current study followed 4384 participants who were free of diabetes at baseline in 1992 through 2007 for the development of diabetes. From baseline data, the authors evaluated degrees of insulin resistance (IR) and beta-cell dysfunction using homeostatic model assessment for IR (HOMA-IR) and beta-cell dysfunction (HOMA-B), calculated from fasting glucose and insulin levels. Higher HOMA-IR values indicated greater IR, and lower HOMA-B values indicated greater beta-cell dysfunction. Using the population medians of these 2 measures, incident diabetes cases were classified as: (1) preceded predominantly by IR with preserved beta-cell function; (2) preceded predominantly by beta-cell dysfunction without IR; and (3) preceded by both IR and beta-cell dysfunction. A fourth category of neither condition was too small to analyze. Categories of established diabetes risk factors, including being overweight, obesity, hypertension, low high-density lipoprotein cholesterol (HDL-C), high triglycerides, and impaired fasting glucose were compared across the 3 diabetes case types using multivariable Cox proportional hazards models.

The mean age of participants was 73 years, and 59% of them were women. Over a median follow-up of 11.7 years, diabetes developed in 7% of patients. As expected, higher body mass index, hypertension, low HDL-C levels, elevated triglyceride levels, and elevated glucose levels were all independently associated with a higher risk for diabetes overall. When IR was present (with or without beta-cell dysfunction), these same risk factors were similarly associated with incident diabetes. However, this was not the case when diabetes was preceded by only beta-cell dysfunction. In those individuals, being overweight and obesity were associated with a lower risk, and hypertension and low HDL-C also trended toward a lower risk. When patients who had diabetes preceded predominantly by IR were compared with those who had diabetes preceded by beta-cell dysfunction, associations differed significantly for being overweight, obesity, elevated HDL-C, older age, and male sex.
Viewpoint

It is well known that the hyperglycemia that characterizes type 2 diabetes is caused by both IR and beta-cell failure.[1] Although it is generally assumed that both causes are present in the typical diabetes patient, the relative contributions of each cause could have important ramifications for both prevention and treatment. Emphasizing weight loss, for example, in patients who are at an appropriate weight but with little beta-cell function would not be an effective prevention strategy. Similarly, selection of the most effective antihyperglycemic agent would be enhanced if we could identify precisely what was driving the hyperglycemia. Identifying the profound differences in risk factors for diabetes in the subpopulations of this study is a step in the right direction. One might also speculate that the differential contributions of beta-cell dysfunction and IR might help explain findings such as the apparent U-shaped relationship between glycated hemoglobin (A1c) and cardiovascular disease and mortality.[2] An important caveat is that the current study was conducted in older individuals, who do not represent the vast majority of incident diabetes cases. Whether these findings extend to younger patients is an important question. In any case, as convenient as A1c is for diagnosing diabetes, one of its big detractions is that it tells us little about the underlying pathophysiologic abnormalities of diabetes...


#2

Factores de riesgo para la diabetes tipo 2 en pacientes con resistencia a la insulina frente a la disfunción de células B

El Estudio de Salud Cardiovascular es un multicéntrico, prospectivo, de cohorte de más de 5.000 adultos mayores de 65 años de edad. El estudio siguió a 4.384 participantes que estaban libres de diabetes al inicio del estudio en 1992 y 2007 para el desarrollo de diabetes. A partir de los datos de referencia, los autores evaluaron los grados de resistencia a la insulina (IR) y la disfunción de las células beta mediante evaluación del modelo homeostático para IR (HOMA-IR) y la disfunción de las células beta (HOMA-B), calculada a partir de la glucosa en ayunas y los niveles de insulina. Valores de HOMA-IR más altos indican una mayor IR, y los valores más bajos HOMA-B indican mayor disfunción de las células beta. Uso de las medianas de la población de estas 2 medidas, los casos de diabetes de incidentes se clasifican como: (1) precedido predominantemente por IR con la función de las células beta conservado; (2) precedido predominantemente por la disfunción de las células beta y sin IR, y (3) precedido por tanto IR y la disfunción de las células beta. Una cuarta categoría de ninguna condición era demasiado pequeño para analizar. Categorías de los factores de riesgo de diabetes establecidos, incluyendo el sobrepeso, la obesidad, la hipertensión, baja colesterol de las lipoproteínas de alta densidad (HDL-C), los triglicéridos altos, y la alteración de la glucosa en ayunas fueron comparados entre los 3 tipos de casos de diabetes utilizando multivariable de Cox modelos de riesgos proporcionales.

La edad media de los participantes fue de 73 años y el 59% de ellos eran mujeres. Durante un seguimiento medio de 11,7 años, la diabetes desarrollada en el 7% de los pacientes. Como era de esperar, mayor índice de masa corporal, hipertensión, niveles bajos de HDL-C, los niveles elevados de triglicéridos y los niveles elevados de glucosa se asociaron de forma independiente con un mayor riesgo de diabetes en general. Cuando IR estaba presente (con o sin la disfunción de las células beta), estos mismos factores de riesgo se asociaron de manera similar con la incidencia de diabetes. Sin embargo, este no era el caso cuando la diabetes fue precedida por sólo la disfunción de las células beta. En las personas, el sobrepeso y la obesidad se asocia con un riesgo más bajo, y la hipertensión y niveles bajos de HDL-C también mostraron una tendencia hacia un menor riesgo. Cuando los pacientes que habían precedido diabetes predominantemente por IR se compararon con los que tenían diabetes precedido por una disfunción de las células beta, las asociaciones diferían significativamente de sobrepeso, obesidad, aumento de HDL-C, la edad avanzada y el sexo masculino.
Punto de vista

Es bien sabido que la hiperglucemia que caracteriza a la diabetes tipo 2 es causada tanto por IR y la insuficiencia de las células beta. [1] Aunque en general se supone que los dos causas están presentes en el paciente de diabetes típico, las contribuciones relativas de cada causa podría tener ramificaciones importantes para la prevención y el tratamiento. Destacando la pérdida de peso, por ejemplo, en pacientes que están en un peso adecuado, pero con poca función de las células beta no sería una estrategia de prevención eficaz. Del mismo modo, la selección del agente antidiabético más eficaz sería mayor si pudiéramos identificar con precisión lo que estaba impulsando la hiperglucemia. La identificación de las profundas diferencias en los factores de riesgo para la diabetes en las subpoblaciones de este estudio es un paso en la dirección correcta. También se podría especular que las contribuciones diferenciales de la disfunción de las células beta e IR podrían ayudar a explicar los hallazgos tales como la relación en forma de U aparente entre la hemoglobina glucosilada (A1c) y la enfermedad cardiovascular y la mortalidad. [2] Una advertencia importante es que el estudio actual se llevó a cabo en las personas mayores, que no representan a la gran mayoría de los casos de diabetes incidente. Si estos hallazgos se extienden a los pacientes más jóvenes es una cuestión importante. En cualquier caso, lo más conveniente es A1c para el diagnóstico de diabetes, una de sus grandes detracciones es que nos dice poco sobre las alteraciones fisiopatológicas subyacentes de la diabetes ...
Me gusta CompartirTwitter

Más facil para la mayoria.


Web-Stat web statistics